Hidratación en el CrossFit, la clave para un buen rendimiento

Cuidar de nuestra alimentación es fundamental cuándo entrenamos fuerza y cardio, como es el caso de las personas que realizan CrossFit pero, ¿qué pasa con la hidratación? Recordemos que el cuerpo humano cuenta con un 75% de agua al nacer y un 65% en la edad adulta.

Los “crossfitteros” deben cuidar mucho su nutrición y, por supuesto, su hidratación ya que al tratarse de un deporte de alta intensidad el desgaste físico es grande. Una deshidratación podría provocar efectos fatales en el rendimiento y en la salud.

¿Cómo podemos hidratarnos?

Al hablar de hidratación inmediatamente aparece en nuestra mente la palabra “agua”, pero el cuerpo no solo se hidrata con la ingesta de líquidos, también lo hace mediante los niveles de agua que está presente en frutas, las verduras.

Al igual que ingerimos agua de muchas maneras, también la perdemos. Nuestro cuerpo tiene una gran capacidad para deshacerse de ella a través del sudor, la orina o la respiración.

Cuando se produce una descompensación entre el agua que ingerimos y la que eliminamos es cuando sufrimos una deshidratación.

Para evitar que se produzca la deshidratación, además de consumir como mínimo dos litros de agua al día, podemos recurrir a bebidas específicas para mantener unos buenos niveles de hidratación. Este sería el caso, de bebidas elaboradas especificándote para deportistas. Usualmente estas bebidas están compuesta por fuentes de hidratos de carbono y enriquecidas con electrolitos. Una combinación que proporciona la hidratación y el aporte energético necesario para llevar a cabo deportes de alta intensidad.

Las sales minerales presentes en estas fórmulas juegan un papel crucial para mantener un correcto balance hídrico en nuestro cuerpo y para mantener el pH de la sangre. Igualmente, son muy importantes para la función nerviosa y la contracción muscular.

Su uso durante el entrenamiento es positivo ya que cubre la duración del entreno aportando la cantidad suficiente de hidratos de carbono y electrolitos. Proporciona la dosis de energía adecuada para mantener el rendimiento durante las sesiones de entrenamiento y mantiene un estado ideal de hidratación tanto durante como después de la actividad física.

Por otro lado y para asegurar un buen nivel hídrico y energético, también podemos recurrir a la ciclodextrina. Las bebidas con este compuesto nos aseguran la absorción eficaz de carbohidratos para un rendimiento superior.

La ciclodextrina es un tipo de hidrato de carbono que se obtiene a partir de la degradación enzimática del almidón y que da como resultado una serie de oligosacáridos cíclicos y un conjunto de unidades de glucosa de estructura toroidal.

Su rápida absorción en el torrente sanguíneo y su velocidad de vaciado gástrico convierten a la ciclodextrina en una de las mejores bebidas deportivas que hay en el mercado.

¿Por qué se produce y qué efectos tiene la deshidratación?

La deshidratación se produce por no ingerir el agua suficiente, por los factores ambientales o por una duración del ejercicio muy prolongada.

Además de la fatiga, otros efectos de este estado son, por ejemplo, sed, cansancio, piel seca, poca orina o de color oscuro, mareos o desmayos.

Beber agua en las dos horas previas al entrenamiento, durante su ejecución y después evitará que te deshidrates.

Fuente: Leer Artículo Completo