El extraño detalle (del que parece nadie se ha dado cuenta) en la última foto viral de Mónica Hoyos

Se ha convertido en todo un fenómeno en Instagram. Mónica Hoyos, con una imagen posando retadora y un texto al lado digno del mejor libro de autoayuda, ha recibido un chorro de piropos tal que no son sino la muestra de que todo el que ha pasado por ella es valedor de hacer suyo el refrán de que “el amor es ciego”.

Nadie va a poner en duda lo guapa que está la peruana en la instantánea, pero es más que evidente que hay un uso del Photoshop que la deja el descubierto. Vamos, que la ex de Carlos Lozano ha recortado su silueta y se ha pegado sobre un fondo que le ha gustado a ella. Al menos, eso es lo que parece y, por eso, mostramos de nuevo la instantánea.

¿No os recuerda a esa foto por la que Anna Allen montó un pollo de dimensiones desproporcionadas, llegando a desaparecer durante cuatro años para tapar esa vida falsa que salió a la luz por esa imagen en la que simulaba estar en los Premios Oscar?

Bueno, eso o el famoso gnomo de jardín de la mítica película francesa ‘Amelié’. Cada uno que saque los símiles que le parezcan, pero lo cierto es que Hoyos, que está espectacular, parece haber jugado con la tecnología. Una pista: fijaos en los pies.


Fuente: Leer Artículo Completo